smotos

Dakar -> 08/01/2018

GARAFULIC Y ENRICO SIGUEN EN LA BATALLA DAKARIANA TRAS SOBREPONERSE A DURA ODISEA

Comenzar un Rally Dakar en las dunas tiene un encanto muy especial, pero al mismo tiempo ofrece una dificultad adicional para pilotos y máquinas que bien ha quedado demostrada a lo largo de las primeras dos etapas, como bien lo padecieron nuestros pilotos Boris Garafulic y Giovanni Enrico, quien debieron apelar a la garra para completar la segunda etapa en Pisco tras sufrir diversos imponderables. “El Maestrito” pasó largas horas en el quemante desierto antes que el camión de rescate del equipo X-Raid llegara a revisar los daños que sufrió su Mini tras ser impactado por el Buggy de su coequipo Yazeed Al Rajhi, mientras que el debutante antofagastino de los Quads, de gran rendimiento en la parte inicial de la etapa, llegó a duras penas a raíz de una fuga de aceite en su máquina. Pese a las dificultades ambos pilotos mantienen el optimismo, tal como lo exponen en diálogo con S Motos.

Giovanni Enrico debió luchar duramente para completar su segunda etapa como dakariano.

Fotos: Claudio Morales, enviado especial

Junto a nuestros partners Imoto S.A. y Metzeler

 

CHILENOS NO AFLOJAN EN EL DAKAR

 

Boris Garafulic: “Nos encontramos en las dunas con el Buggy de Al Rajhi, no sonó la alarma que avisa la presencia de otro vehículo cerca tuyo y terminó cayendo arriba del motor de nuestro Mini. La etapa era muy complicada, de repente se hacía difícil encontrar los way points, ante lo cual se daba el escenario que uno comenzaba a bajar y te encontrabas con otro auto en sentido contrario. Tuvimos mucho trabajo para terminar la etapa, pero estamos listos para seguir en carrera”.


Garafulic exhausto tras llegar al bivouac de Pisco

 

Giovanni Enrico: “Hemos terminado los dos primeros días, así que bien por ese lado. La verdad es que en el inicio de la segunda etapa iba con muy buen ritmo (llegó a estar cuarto tras el primer WP), me sentía muy cómodo en el quad y con el terreno, superando pilotos en la ruta feliz de la pista, sin embargo, en el kilómetro 90 vi mi bota llena de aceite. Tuve que detenerme para ver de donde provenía la fuga. Perdí mucho tiempo revisando y cuando vi que no había mucho que hacer seguí, aunque andando obviamente bastante más lento. La ruta estaba muy buena, trabada en ciertos sectores, aunque había que tomárselo con cuidado porque debes evitar los filos y además el quad tiende a enterrarse de punta en la arena. Encontré la zona similar a Iquique, ya que por el reflejo del sol piensas que vas por un llano, sin embargo, de repente te encuentras con una bajada. Esperamos seguir mañana (hoy) mostrando el mismo buen ritmo que tuvimos en los primeros kilómetros de la segunda etapa”.  

La sección de comentarios es abierta, las opiniones publicadas son de responsabilidad de quien las emite. Smotos.cl no se responsabiliza de ellas.
Ingresar >
Nuevo usuario

Síguenos en:

Revista SMotos

Argomedo 376 - Santiago de Chile / Fonos: (+56 2) 2635 4489 - (+56 2) 2222 0594

síguenos en:

Powered by: Quacrom.com